¡Laura no aguantó más y murió!

Después de luchar contra la muerte, al estar recluida en la Unidad de Cuidados Intensivos de una clínica en Barranquilla, falleció Laura Andrea Ortiz Polo.

La joven, de 21 años, había sido víctima de una bala perdida el pasado 2 de enero en el corregimiento de Orihuela, en la Zona Bananera.

Inicialmente fue llevada hasta el hospital San Cristobal, pero por su delicado estado de salud la remitieron hasta Barranquilla, en donde dejó de existir.

La noticia sobre su muerte causó todo tipo de reacciones en las redes sociales. Sus familiares, amigos y conocidos no salen de asombro y esperan que se haga justicia.

Por su parte, el presunto responsable fue identificado como Nelson MartÍnez Redondo, conocido como Poche.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: