La ‘Fuente de las cuatro caras’ vuelve al ruedo

El primer monumento que llegó a Santa Marta en el año 1845 fue restaurado, el monumento de 'las cuatro caras' esta en operaciones de mantenimiento y restauración para pronto volver a embellecer el Parque Bolívar de la ciudad dos veces santa.

Dentro del paisajismo urbano moderno, las fuentes han venido ocupando un lugar destacado en plazas y parques de la ciudad. El caso de la Fuente de las cuatro caras, ubicada en el céntrico Parque Bolívar no escapa a esta categorización.

Conformada por una pila de forma octagonal, de cuyo centro sobresale un pedestal en forma de obelisco, con aplicado en sus cuatro lados de mascarones de medio bulto, también en mármol, que le dan el nombre a la fuente. Rematada con una imagen de Perséfone, diosa griega que simboliza la alegría y fecundidad, remitiéndose a la estación de la primavera.

De fabricación italiana, llega a la ciudad en el año 1847, para ser emplazada al año siguiente, siendo desde entonces uno de los monumentos del centro histórico que goza de un afecto y arraigo por parte de los samarios.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: